Por las vías terrestres...

  1. Inicio
  2. red-de-conocimiento-de-las-vias-terrestres
  3. El peatón y la siniestralidad vial
  4. Acciones a favor del peatón

Acciones a favor del peatón

 
No cabe duda de que la mejor acción que puede hacer un peatón dentro del flujo vehicular es establecer con claridad y anticipación lo que quiere hacer, y no esperar riesgos hasta tener claro que el conductor interpretó su intención de cruzar. También es evidente que con dificultad puede saber si el conductor lo ha visto y si le cederá el paso, ya que observa el vehículo en su conjunto. Para ello se requiere que el peatón establezca un buen contacto visual con el conductor y así aumentará su probabilidad de que ha sido visto y cruzará con mayor seguridad de que el conductor estará al pendiente de sus maniobras. El peatón debe tener conciencia de su fragilidad.
 
No es ningún secreto que una de las medidas encaminadas a reducir los atropellamientos está dada por la reducción de la velocidad de los vehículos (no mayores a la tolerancia humana, 30 km/h) en zonas que puedan estar transitadas por peatones. Al igual que un siniestro vial no suele venir de un factor aislado, también se sabe que los resultados no se obtendrán con una sola medida; por tanto, otra es la separación de peatones del resto del tránsito mediante aceras y pasos peatonales, así como el aumento de la visibilidad de los peatones y el respeto mutuo de la vía entre los usuarios.
 
Garantizar la seguridad de los peatones, además de favorecer los desplazamientos a pie, tiene el efecto positivo de incrementar la actividad física y reducir el riesgo de cardiopatías, accidentes cerebrovasculares, diabetes, cáncer, demencia, depresión y obesidad. Además, con una reducción de los desplazamientos en vehículos motorizados se conseguirá que descienda la contaminación atmosférica y acústica, lo que también repercutirá positivamente en la salud.
 
Las intervenciones de la Iniciativa Mexicana de Seguridad Vial incluyen estrategias de comunicación social, foros y talleres de seguridad vial, promoción de modificaciones a los marcos legales vigentes, participación de los responsables de la seguridad vial y de la población en general mediante capacitación, auditorías de seguridad vial, y elaboración y distribución de material gráfico informativo y de promoción de seguridad vial.
 
Otra de las acciones es la de Peatónito, un superhéroe que defiende al peatón en la Ciudad de México, en la que cada año fallecen más 500 personas atropelladas. Su lema es: “El enmascarado que defiende a los chilangos de los autos y de la pésima infraestructura peatonal”.