Por las vías terrestres...

  1. Inicio
  2. red-de-conocimiento-de-las-vias-terrestres
  3. Desvío ferroviario en el vaso II de la laguna de Cuyutlán
  4. Construcción

Construcción

 
Para llevar a cabo la construcción de los viaductos fue necesario construir un pedraplén del kilómetro 3+250 al 7+850 debido a que en esta zona la turba tiene espesores hasta de 14.8 m. Primero se colocó un geotextil y una geomalla para la estabilización del camino provisional sobre los suelos blandos (turba); posteriormente, con la ayuda de un trascabo, se colocó la roca directamente sobre el geotextil. En este proceso fueron apareciendo olas de lodo laterales al camino, las cuales fueron producto de la sobrecarga durante la colocación del agregado. Una vez estabilizado el camino provisional se colocó una capa de material selecto y para mayor capacidad del camino al paso de las cargas pesadas (grúas de 350 t) se decidió el uso de un producto especial, con muy buenos resultados. 
 
Del km 7+850 al km 8+200, en la zona de Punta Grande, se construyó en terreno firme, y del km 8+200 al 11+098 se hizo un dragado con un ancho de 40 m y una profundidad de 3 m para construir los pilastrones, cabezales, montaje de trabes de 28 m, con un peso de 180 t y colado de losa, utilizando plataformas formadas por pontones. En esta zona fue necesario bajar la rasante de nivel +6.0 al +3.6, debido a la presencia de líneas de transmisión de la CFE, para poder cumplir con los espacios mínimos verticales respecto a las torres de perforación durante la construcción y a los rieles durante el puente en servicio.